• El peligro que genera el ruido ocupacional

    diciembre 09, 2015

    Es el contaminante más fácil de generar, y el más difícil de controlar.

    El ruido es un sonido no deseado que la Organización Internacional del Trabajo (OIT) y la Organización Mundial de la Salud (OMS) definen como un “sonido molesto”. Éste es un contaminante tanto ambiental como ocupacional, con niveles excesivamente altos potencialmente nocivos para la audición.

    Ciertos trabajos se ven más expuestos al ruido, lo que puede provocar serias implicancias sobre la salud de los trabajadores. El efecto más habitual es la hipoacusia —también conocida como sordera laboral—.

    El daño que produce el ruido en las personas es gradual e irreversible y como no es percibido en etapas tempranas, el nivel de precaución que se debe tener es fundamental.

    Como indica la Guía Preventiva para los Trabajadores Expuestos a Ruido del Instituto de Seguridad Laboral (ISL), “el ruido debe ser controlado inicialmente en la fuente u origen". En caso de no ser factible se deben implementar medidas en el camino de propagación de éste (desde la fuente hasta el receptor), y sólo en última instancia se deben considerar medidas de control en el receptor como el uso de Elementos de Protección Personal (EPP) y de programas de vigilancia médica.

    El uso de EPP apropiado, aunque sea empleado únicamente cuando las medidas anteriormente señaladas no son factibles de implementar o fallen, es de vital importancia. De hecho, quitarse la protección auditiva por apenas dos minutos en un ambiente ruidoso expone a la persona a daños. La pérdida auditiva no tiene cura, pero es 100% evitable. Asimismo, el ruido interactúa con otros riesgos, incrementando la posibilidad accidentes: dificulta las comunicaciones y señales de alarma; obliga a subir el tono de voz, provocando problemas en las cuerdas vocales; interactúa con algunas sustancias tóxicas (haciendo que el trabajador corra el riesgo de una mayor pérdida auditiva); y se convierte en un factor de estrés laboral.

    Conoce toda la gama de productos que 3M tiene disponible en la sección Protección Auditiva